miércoles, 8 de abril de 2009

Cócteles de ciencia, mates, misterio, crimen y algunas especias más


Esta tarde estaba con un compañero mirando unas preciosas fotografías donde algunas gotas de agua impactaban de vuelta a su fluido. En ese instante, mis propias palabras me han llevado a darme cuenta de que mi pasión son los combinados. No, no penséis que hoy quiero hablar de etanol, propanol o cualquier otro tipo de alcohol, no. Mis cócteles preferidos son los que mezclan ciencia o matemáticas con cualquier otra disciplina, manera de mirar al mundo o forma de sentir-se. Me gusta ver como en la caída de una gota se mezclan belleza, óptica, gravedad y dos componentes químicos: el hidrógeno y el oxígeno. Me emociona pensar que hay ciencia en cada esquina. Y quiero proponer la fusión más nuclear que las leyes de la física me permitan. Si el Flamenco puede fundirse con el Jazz, las matemáticas pueden mezclarse con los asesinatos y la física con la poesía.

Si a alguien le apetece poner en una misma coctelera: asesinatos, misterio, matemáticas y literatura, recomiendo la lectura, casi enfermiza, de la segunda parte de "Los hombres que no amaban a las mujeres". Es decir, "La chica que soñaba con una cerilla y un bidón de gasolina" de Stieg Larsson. Este libro me sorprendió con frases como la que sigue:

"La raíz de una ecuación es un número que introducido en un lugar de la incógnita hace de la ecuación una identidad. Se dice que la raíz satisface la ecuación. Para resolver una ecuación uno debe encontrar todas las raíces. Una ecuación que es satisfecha por todos los valores imaginables de las incógnitas se conoce como identidad.
(a + b)2 = a2 + 2ab + b2 "

Y no sabemos si son palabras de un libro de texto o de una novela... Y es que la vida también tiene una incógnita o dos o tres o media docena. Una x, una y, una z, una n, una t o una combinación de todas ellas que resuelven el misterio... Cuando quedamos con un amigo, establecemos un tiempo y una posición determinada para que ambos cuerpos puedan tener un punto en común de entre todos los puntos de sus caóticos recorridos. ¡Cuantos trenes se encuentran entre A y B en los libros de texto! ¡Y cuantos amigos se encuentran para ir al cine en las calles de nuestras ciudades! Es exactamente lo mismo... (O una aproximación de lo mismo).

Y es que con este post, intento desagraviar a la ciencia y a las matemáticas de todos los instantes t en que estas son tratadas con desprecio. Rechazo todos esos comentarios sobre que la ciencia o las matemáticas son aburridas y no interesan al ciudadano. Me quejo de todos esos anuncios que vimos de pequeños, los que ahora ya llegamos a los 30, donde decían:

- ¿Las mates? ¡No, esas no entran ni frías, ni calientes!

Porque frías, calientes, con misterio, a palo seco, con ron, con letras griegas, en novelas, en el día a día, en el cine y en la vida, la ciencia y las matemáticas son la esencia y la chispa que nos mueve. No hay nada más curioso que un niño o una niña. Y nada más fascinante que un periodista y reportero de guerra sueco que describe como Lisbeth Salander, una de las protagonistas de sus novelas, de repente, se detiene en seco y...

"En el margen de su ejemplar de Arithmetica, Pierre de Fermat había garabateado las palabras: "Tengo una prueba verdaderamente maravillosa para esta afirmación, pero el margen es demasiado estrecho para contenerla".
El cuadrado se había convertido en un cubo (
x^n + y^n = z^n \ cuando n = 3) y los matemáticos habían dedicado siglos a dar respuesta al enigma de Fermat. Para llegar a resolverlo, en la década de los noventa, Andrew Wiles hubo de luchar durante diez años con el programa informático más avanzado del mundo.
Y de pronto, Lisbeth (nuestra protagonista) lo comprendió. La respuesta fue de una sencillez que la desarmó por completo. Un juego de cifras que se alineaban en serie, y de súbito, se colocaron en su sitio formando una fórmula que más bien debía verse como un jeroglífico. (...)"

Eso es lo que necesitamos, más mestizaje, más Lisbeth Salanders resolviendo enigmas de Fermat justo antes de encontrarse con unos asesinos. (Que por cierto, para los que guste el tema de Fermat (y para los que no) también recomiendo la película "La habitación de Fermat"), más Bart Simpsons comprobando el Efecto de Coriolis, más entendimiento a la vida y más realidad al misterio que nos rodea...

Y con esto... ¡Tan sólo desearos suerte, en vuestros cálculos matemáticos y en vuestras incógnitas vivenciales!! ¡¡¡A encontrar las Xs!!!


8 comentarios:

Jordi A. dijo...

Maco l'escrit, com no podia ser d'altra manera! Pel que fa a les meves incognites existencials, doncs fa temps que vaig desistir de trobar una equació que les relacioni i que tingui expressió analítica...

I la meva recomanació de lectura per aquestes festes: "Darwin's Lost World - The hidden history of animal life" de Martin Brasier (Oxford University Press).

Ramon dijo...

Una de les experiencies mes al.lucinants del llibre ha estat la lectura compartida en directe!.

Ah! La de narracions que poden sortir de certes equacions i propietats.

Dos recomanacions mes

- La soledad de los numeros primos (escrita per un fisic de 26 anys)

- La formula preferida del profesor de Yoko Ogawa, tendrissima historia intergeneracional entorn les mates

ilamandarina dijo...

Hola nois!!

M'apunto la recomanació d'en Jordi. M'interessa doblements. D'una banda perquè aquest any és l'Any Internacional de Darwin (jo ja m'he llegit la seva autobiografia) i després perquè Darwin és un científic important per a algú que ara està envoltada de paleontòlegs...

De les recomanacions d'en Ramon m'apunto la primera, que no l'he llegida!! I pinta bé... La segona, us puc dir de primera mà que és preciosa!!!

La Fórmula Preferida del Profesor de Yoko Ogawa és un dels llibres més tendres, macos i matemàtics que m'he llegit mai!! Imprescindible...

Un petó als dos i feliç Setmana Santa a tots!!

ila

AUTOR DE LA PIEDRA HABBAASSI dijo...

Si te gusta la literatura sobre misterios y enigmas ahora tienes la oportunidad de leer la última novela de Juan M. de la Serna titulada LA PIEDRA HABBAASSI, que puedes adquirir a través de Amazon, cuyo resumen es "Un descubrimiento casual sobre una cultura ancestral en Perú, los “Paracas”, es el origen de un interesante relato de viajes que conducirá al protagonista por tres continentes, a lugares llenos de encanto donde tendrá que hacer frente a las dificultades que irán surgiendo, a la vez sigue un camino de descubrimiento personal con numerosas experiencias que le conducirán a un crecimiento interior más allá de su imaginación. Una novela que mezcla a partes iguales información sobre los últimos descubrimientos científicos en neuroanatomía y psicología, con la tradición milenaria de pueblos desaparecidos."

Aitor dijo...

Hablando de tiempo y espacia, habeis visto el ultimo korto de Nacho Vigalondo, me parece bastante kurioso:

http://www.youtube.com/watch?v=bNIoEMaPvqw

Cris dijo...

Aquest post m'ha enganxat més que els altres, si és que això pot ser! Prenc nota de les recomanacions, els llibres estic pendent de llegir-los!

Jose Raya dijo...

Llegint el teu post pensava que potser durant el procés d'abstracció dels fenòmens físics en lleis científiques ens hem deixat una part molt important pel camí: la màgia mateixa de com dos fenòmens tan diferents a priori com dos amics que queden per anar al cine o dues galàxies que col·lisionen entre sí a algú racó perdut de l'univers puguin regir-se per una mateixa llei.
Moltes gràcies en qualsevol cas per retornar a la ciència part de la màgia que mai els hauríem d'haver robat.

ilamandarina dijo...

Gràcies Cristina!! Bé, de fet... aquí surten les teves "amigues", les matemàtiques!! I per cert, com va la carrera?! Segur que viento en popa!!!

Jose, qué maco!! Però... vols saber una curiositat més?? La Lisbeth Salander és una crack dels ordinadors!! Incríble!! A més, té un MacBook... like I do...Tot això em fa pensar en LSI i trobar-vos a faltar molt!!! Un petonet a tots i molts records a tothom!! (en especial als meus ex-companys de despatx, of course!).

Una abraçada!

ila